Kinesiologas Extranjeras en Ica

Kinesiologas Extranjeras en Ica, En un instante, el tatuador miró a su amigo y le dijo:

– Lo cierto es que esto me incordia también un tanto

– Puesto que sácaselo, de este modo nos recreamos asimismo la vista

Y sin más ni más con unas tijeras me cortaron el tanga, y me lo sacaron, quedando mi coñito al aire,

no comprendí por qué lo cortaban, mas tampoco afirmé nada.

Al ver mi coño todo depilado se excitaron, y empezaron a comentar lo apetecible que se veía,

incluso el del chat, comenzó a hacerme fotos con el móvil. Además, se reían comentando que yo

era una putilla, que me dejaba hacer de todo sin protestar, si bien ya daba igual que protestase,

que me tenían atada a su merced.

Conque empezaron también a sobarme el coñito con sus manos, frotándomelo, y después

metiéndome dedos, estaba muy excitada. Enseguida el del chat se acercó a mi cabeza y vi que tenía

la polla de fuera. Prácticamente sin tiempo a nada me la metió en la boca, empecé a mamar, y

noté como el otro, comenzaba a trabajar en lo propio, a tatuarme las estrellitas. Al menos su

trabajo lo hacía.

Enseguida escuché que se abría la puerta, y 2 voces de hombres llamaban al tatuador. En lugar

de salir a recibirlos les dijo:

– Pasar atrás, que estamos aquí con una putilla pija

Ellos pasaron, 2 hombres asimismo de mediana edad, bastante desaliñados, a uno de ellos

incluso le faltaba algún diente, y yo allá, delante de ellos, con mi coñito al aire, y mamando polla.

Nada más verme se comenzaron a reír.

– Mirad que suave tiene el coño esta cerda

Les dijo el tatuador, y ellos empezaron a meterme mano para revisarlo